agosto 24, 2016

Alquilar coche en Noruega: Cosas que debes saber


¿Vais a recorrer Noruega? Si vuestra elección es hacerlo en un coche particular, habéis elegido muy bien. La principal ventaja de ello es que podréis ir a donde queráis, cuando queráis. Antes de que lo llevéis a cabo, quizás os guste saber algunas cosas de antemano:

¿Cuánto cuesta el alquiler?
La primera pregunta que nos hicimos fue si lo amortizaríamos. La respuesta es que sí, se amortiza, pero no deja de ser un buen mordisco al bolsillo. Además, nuestro viaje fue más largo de lo habitual en un país como Noruega, y el coste se infló.

Alquiler por 18 días: 660,26 €
Seguro a todo riesgo: 151,20 €
Total: 811,46 €

La cobertura del seguro es una opción que debéis valorar. Nosotros decidimos que fuera total porque recorreríamos mucho durante bastante tiempo y nos podía pasar de todo. Pero depende de vuestro tipo de viaje y vuestra confianza.
¡Fiu! Impresiona el numerito, ¿verdad? Nos acabó saliendo a 45 euros por día. Puedes tener en cuenta este dato a la hora de hacer tu alquiler.

La página en la que hicimos la reserva fue RentalCars, totalmente recomendada.



Combustible
¡Pero espera! Que los gastos del transporte no han hecho más que empezar... Tenemos el importantísimo factor del repostaje, algo que -como todo en Noruega- es caro. Si puedes elegir entre diesel o gasolina, elige el primero, bastante más barato (o menos caro). En todas las gasolineras puedes pagar con tarjeta de forma automática. ¿Cuánto cuesta?

Estos son los precios aproximados que nos encontramos nosotros (julio 2016)
Diesel: entre 11 y 13 coronas.
Gasolina: entre 13 y 15 coronas.

¡Atención! Porque de la mañana a la tarde los precios pueden variar hasta en 2 coronas. Si podéis, repostad en fin de semana, sobre todo en domingo, ya que tanto el diesel como la gasolina se encuentran más baratos.

Nuestro gasto en gasolina por 3.017 km en 18 días:
2.200 coronas (236,83 € al cambio actual)

Peajes y ferries
No hemos acabado con los gastos. Al alquiler y la gasolina hay que añadirle los peajes. Os encontraréis varios: de carreteras normales, de túneles, de puente, de ferry... La mayor parte de los peajes de carretera, túnel y puente son automáticos y no tendréis que parar. Un sensor/cámara registra vuestro coche y el coste es cargado a la cuenta vinculada al automóvil. Otros pocos (algunos túneles) y los ferries son manuales, y en la mayoría (todos los ferries) podréis pagar con tarjeta de crédito.

Nuestros gastos en peajes AUTOMÁTICOS + impuestos + tasa del aeropuerto fueron de: 1.873,91 coronas (201,73 € al cambio actual).

Los ferries se pagan al instante, no hace falta reservar nada y las esperas no superan los 30 minutos. Se cobran por coche y por personas (adultos/niños) a bordo.

En nuestro caso (dos adultos) costaban unas 103 coronas (11,09 € al cambio actual).

La velocidad y los radares
Si no queréis pagar más... respetad los límites de velocidad. En la carreteras principales hay numerosos radares, aunque siempre son visibles e incluso están señalizados.

Lo de respetar los límites de velocidad no solamente ayudará a vuestro bolsillo, sino también a vuestra seguridad.

Las carreteras de Noruega son únicas
Únicas y preciosas, pero desafiantes. La mayor parte de las carreteras de Noruega se encuentran en muy buen estado, sobre todo considerando los inviernos a los que se enfrentan, pero la geografía es tan bestia que difícilmente encontraréis una recta. Las curvas y los cambios de rasante son constantes, y por si eso fuera poco, las carreteras más atrevidas como las de los fiordos son especialmente estrechas. Tan estrechas que a veces no podrán pasar dos coches, y uno de los dos tendrá que apartarse, parar donde le sea posible, y esperar a que los de delante pasen.

Aseguraos de controlar bien el arte de la conducción y de mantener los cinco sentidos en la carretera. Si viajáis con lluvia, nieve o hielo, multiplicad la precaución.


Sobre aparcar
¿Pensabais que ya habíais terminado de pagar? ¡De eso nada! Sumergidos en la exuberante naturaleza de Noruega podréis dejar el coche donde queráis de forma gratuita, pero en los pueblos y ciudades encontrar un aparcamiento free será casi imposible. Tendréis que recurrir al billete del estacionamiento para que un señor muy majo no pase y os coloque una bonita multa.

En mi ciudad lo llamamos O.T.A. y allí funciona de la misma forma. Junto a los aparcamientos hay máquinas donde podréis pagar tanto en efectivo como con tarjeta de crédito. Conviene que os informéis del horario y calculéis bien el tiempo que os vais a quedar (para no pagar de más... o de menos).

Dependiendo de la ciudad y el pueblo el precio puede variar, pero a modo orientativo:
Parking en Røros: 1 hora = 20 coronas (2,16 € al cambio actual)

En parkings de lugares extremadamente turísticos como Preikestolen o Trolltunga hay formas de saltarse el pago siendo un poco pícaros... pero de momento ahí lo dejo, que promocionar prácticas ilegales por aquí queda un poco feo.

4 comentarios:

  1. Magnífico articulo para los que tenemos la idea de realizar un viaje similar proximamente. ¿Tienes previsto colgar algún diario o una relación de hospedajes y lugares que has visitado? Gracias por compartir tus experiencias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Eloy! Sí, en breve me pondré con los diarios y toooda la info sobre el viaje. Anunciaré cada publicación en la página del facebook, por si te interesa estar pendiente ;) Un saludo y gracias a tí!

      Eliminar
  2. Consejo para repostar, hasta donde yo conozco:
    Domingo noche - Lunes mañana
    Miércoles noche - Jueves mañana
    Entre 1 y 2 coronas más barato (2 coronas x 50 litros = 100 coronas, algo más de diez euros de ahorro)
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Jorge! Desconocía lo del miércoles noche / jueves mañana. En cuanto pueda actualizo la info ;)

      Eliminar

 Si no tienes cuenta, selecciona la opción "Nombre/URL".
 Puedes dejar el apartado "URL" en blanco.